sábado, 8 de septiembre de 2012

Cuando la inspiración se ausenta

Mis disculpas por escribir poco estos días, resulta que, tal y como lo dirá la poesía, estos días me ha faltado mucho la inspiración...
__________________________________________________________

Escribo de esta historia hueca
no más de unos pocos versos.
De contar cosas nulas,
a recordar de un dolor profundo
tal es, que yace hasta en los huesos.

Es cuando duerme la inspiración,
cuando se toma por un tiempo vacaciones.
Un receso que decide tomarse por un momento.
Deja hueco a todo aquel que abandona.

Duele esa amargura, que queda al no ver lo que faltaba,
hace falta varias veces, al corazón lo deja en pena.
Ni alcohol ni despertadores del espíritu ayudan,
solo hunden a uno más en su miseria.

En ruinas quedan los antes indestructibles cimientos,
los cuales a la mente, para formar versos tomaban recuerdos,
recuerdos vivos o perdidos, conocidos o muertos,
poniendo a los mismos en duda, conocimiento e inclusive miedo.

Paciencia, paciencia, que la calma no hay que perderla,
solo es cuestión de esperar un poco,
darse cuenta de que en realidad lo que falta está jugando,
juega con la mente y sus sentimientos,
mientras su juego es esconder mi pluma,
si no la he encontrado todavía, falta poco pero la encontraré.
Eric N. Palmieri

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada